Proveniente del lejano oriente desde hace siglos atrás, luego se dio paso a Italia país donde se alcanzó su mayor comercialización durante mucho tiempo. El terciopelo, un tejido de pelo corto, denso y suave en el cual los hilos se distribuyen de manera muy uniforme. Material que refleja elegancia, glamour y sofisticación, utilizado en palacios, casas de noblezas y reyes influyentes de la historia. Ver más artículos de decoración de interiores.  

Desde los años 60 y 70 el terciopelo volvió para convertirse en toda una tendencia que siempre está vigente por su toque de elegancia a cualquier interior. Actualmente se puede utilizar de muchas formas como en muebles, cojines, alfombras, cabeceras y demás por su textura sedosa que nos seduce con su romanticismo y lujo.

 

El terciopelo en tu interior

Empecemos por la sala y aún mejor por el protagonista: el sofá. Ese que merece toda atención y distinción para resaltar, incorporar uno en material de terciopelo es lo más ideal por sus diferentes gamas de colores que pueden combinar con el resto de la decoración y sus forma de capitaneado para dar un estilo vintage o liso convencional que denota delicadeza en su apariencia.

 

Para complementar este elemento se puedes optar por unos cojines en este material, jugando con las gamas de colores y tamaños que seguramente brindarán ese toque de lujo y elegancia tanto como en el sofá en la cama o sillón.

 

Seguimos con el cabecero de la cama, si que es de gran gusto un cabecero capitaneado en terciopelo, además, de dar un toque clásico a una habitación está a la vanguardia porque es tendencia de decoración de interiores en estos últimos años. Los colores como beige, gris o champán hacen juego en la decoración de una habitación. Asimismo, se debe tener en cuenta que logre una armonía con los demás elementos de mobiliarios y decorativos del lugar.

 

Su cuidado es indispensable

El terciopelo como ya lo mencionamos antes es una tela sedosa y suave que de igual manera resulta muy delicada siendo poco resistente a los roces o manchas. Por eso es importante evitar tenerlo en casas donde hay niños, o que los usen, tampoco incorporarlo en un sillón que sea utilizado con frecuencia, pues las imperfecciones se ven a simple vista y las reparaciones tienden a ser difíciles.

 

No abuses del terciopelo

Es importante saber que utilizar el terciopelo excesivamente en la decoración del interior puede provocar el efecto contrario a lo que se está buscando. Es mejor mezclarlo con otros materiales como el algodón, sintéticos y otras telas en los sofás, dormitorio, etc., así se evita sobrecargar todo con este material porque el terciopelo tiende a ser  pesado para la vista y puede resultar muy ordinario. También hay que tener en cuenta los colores para lograr una armonía visual. Te recomendamos ver nuestro articulo sobre tendencias en salas del 2019.

 

Finalmente, luego de saber todo acerca de este encantador material que le da un toque de glamour a cualquier estancia ¿Lo incorporarías en su decoración? ¿Ya lo implementa? ¿Qué otras cualidades le atribuye al terciopelo? escríbenos en los comentarios.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Name *